Planta del Jengibre

Si estás leyendo este artículo significa que eres un curioso e interesante cibernauta, puesto que, si bien podemos comprar el jengibre en un Supermercado o Tienda Virtual, la realidad es que muchas personas tienen curiosidad sobre la planta del jengibre.

Por ello mismo, en este apartado, te enseñaremos cómo cultivar jengibre, para que puedas disfrutar de las propiedades de este rizoma en todo momento.

Planta del Jengibre

El cultivo de jengibre requerirá, en primer lugar, conseguir un rizoma o trozo de raíz de jengibre, que deberás dejarlo por un período de tiempo prolongado en un lugar que posea humedad, de tal forma que se generen brotes.

A fin de acelerar el proceso a la hora de cultivar la planta del jengibre se suele recomendar la posibilidad de colocar un trozo de raíz de jengibre en un vaso con agua por aproximadamente cinco horas a fin de humedecerlo. Concluido este proceso, tendrás que retirar el trozo y dejar que suelte el agua sobre un papel absorbente.

Seguidamente, guardarlo en una bolsa de plástico cerrada, preferiblemente con cierre, para envolverla después con un trapo. Tras pasar una semana te percatarás de la aparición de los primeros brotes en el trozo de rizoma.

Es importante que, antes de plantar jengibre, deberás contar con los siguientes materiales:

  • 3 partes de tierra, preferiblemente de ámbito ecológico.Natural Jengibre
  • 1 rizoma o trozo de raíz de jengibre.
  • 1 parte de homus de lombriz o de abono.
  • 1 trozo de terreno amplio, o bien, una maceta con más de 40cm de profundidad -mientras más ancha, mejor.

 

¿Cómo cultivar Jengibre?

  1. Primeramente, tienes que preparar la maceta o el terreno del jardín; cerciórate de que posea un drenaje óptimo que obvie el encharcamiento, además, deberás tener lista la tierra y el abono.
  2. Llenar la maceta o el terreno con 3 partes de tierra ecológica y con 1 parte de abono.
  3. Para plantar el jengibre no es necesario hacer un agujero y tapar el trozo, sino que es más favorable que se entierre de manera superficial.  Ante este caso sólo deberás colocar el rizoma en horizontal y, de forma cuidadosa, hundirlo con movimientos suaves; la idea es que las yemas y brotes queden fuera, mientras que se encuentre enterrado únicamente por la mitad.
  4. Por último, solo queda regar la tierra alrededor del rizoma.

En relación al riego de la planta de jengibre, es fundamental que, cuando comiences a plantar los rizomas de jengibre, hagas uso de agua mezclada con lombrices de tierra o un poco de homus.

Los riegos frecuentes y ligeros son los más adecuado, por lo que, deberás usar una mínima cantidad de agua y asegurarte que la tierra siempre esté húmeda.

En caso de que la planta sufra exceso de agua, y se llega a oscurecer o tener un aspecto mustio, lo recomendable es trasplantar la planta de jengibre a una maceta con tierra nueva.

¿Cómo cosechar Jengibre?

Una duda muy común que se presenta al momento de emprender este camino es: ¿cuándo cosechar el jengibre? La respuesta es sencilla, transcurridos cuatro meses.

Tendrás que remover la tierra desde un borde hasta llegar al rizoma, así podrás cortar la cantidad necesaria. Luego deberás cubrir el rizoma con la tierra a fin de que el proceso de crecimiento inicie nuevamente.

Mira este vídeo para cultivar jengibre en casa

¿Por qué Cultivar planta del Jengibre?

La respuesta es sencilla, las propiedades de este rizoma son prácticamente milagrosas y recomendamos su incorporación inmediata en sus hábitos alimenticios.

¿Cuáles son los beneficios del jengibre para la salud?

Dentro de este segmento te plantearemos varios beneficios que ésta planta puede proporcionar para el bienestar de quien opta por usarla.

  1. Disminuye el mal aliento: El uso de la planta del jengibre encurtido con vinagre es favorable para la supresión del mal aliento.
  2. Es ideal el jengibre para adelgazar por sus increíbles propiedades termogénicas.
  3. Combate las náuseas y el mareo: este precepto es útil para las náuseas de mujeres embarazadas, o bien, para aquellos que tienden a marearse cuando salen de viaje.
  4. Es tónico circulatorio: La combinación del torrente circulatorio y del sudor ocasiona que la sangre se mueva a la periferia. Esto permite que sea adecuado para fiebre, hipertensión y sabañones.
  5. Favorece la eliminación de microorganismos intestinales y bacterias: Consumirlo de forma habitual evita la aparición de putrefacciones intestinales que ocasionan meteorismo e hinchazones en el abdomen. El alto contenido en fósforo, magnesio, calcio y minerales tienen una participación muy útil, en la contracción del músculo y transmisión del impulso nervioso.

¿Qué estás esperando para tomar un te de jengibre? ¡Nosotros ya empezamos!

Leave a Comment